Prensa Nacional:

Las 29 razones por las que la OEA ratifica que hubo “manipulación dolosa” en 2019

Morales y Almagro, antes de las elecciones fallidas de 2019. Archivo ABI

“Ninguna de estas irregularidades es aceptable (...) Ninguna democracia aceptaría un proceso electoral como este”, dijo hoy.

Estas son las irregularidades detectadas por el Análisis de Integridad Electoral del 20 de octubre de 2019 realizado por un equipo técnico de la Organización de Estados Americanos (OEA) a pedido del gobierno de Evo Morales, quien postulaba a un cuarto mandato.

Estas irregularidades, según el informe del análisis integral del proceso electoral fueron realizadas con manipulación dolosa del resultado electoral, impidiendo al equipo auditor validar el resultado de la elección

“Ninguna de estas irregularidades es aceptable, ninguna de las acciones e intenciones humanas detrás de estas irregularidades es aceptable. Ninguna democracia aceptaría un proceso electoral como este”, dice la Secretaría para el Fortalecimiento de la Democracia de la Secretaría General de la OEA  que este lunes reiteró  los hallazgos del Análisis de Integridad Electoral de 2019 en Bolivia.

Entre estos la auditoria citó:

  1. Existencia de un patrón de manipulaciones, falsificaciones y adulteraciones en el llenado de actas electorales, a través de mecanismos muy similares en seis departamentos diferentes y a favor de un único candidato.  
  2. La cadena de custodia de las actas fue extremadamente frágil. Los traslados se hicieron de manera heterogénea y sin las medidas de seguridad correspondientes.  Lo anterior quedó en evidencia al quemarse actas (en un número incierto) y más de 13.100 listas de electores habilitados (o listas índices).
  3. A pesar de la importancia de las listas índice (que son clasificadas como material sensible), en cuatro departamentos se reportó la pérdida total de este documento. Es decir, 13.176 actas no pueden ser constatadas con la lista de electores porque este documento fue incendiado.
  4. Al no proceder el recuento de votos, resulta imposible tener certeza del número de sufragios emitidos en estas más de 13 mil mesas.
  5. En muchos casos en los que el material no se había incinerado, el equipo de la OEA reportó que las listas de electores tampoco pudieron ubicarse, bajo el argumento de que fueron “traspapeladas con el material no sensible”.
  6. Paralización dolosa del Sistema de Transmisión de Resultados Preliminares (TREP)
  7. Servidores clandestinos
  8. Manipulación de servidor oculto
  9. Utilización de esquema tecnológico con paralelo con fines indebidos
  10. Ingresos remotos indebidos al sistema
  11. Accesos de personas no autorizadas al sistema
  12. Provisión de información falsa e intento deliberado de ocultar servidores
  13. Información falsa respecto a servidores utilizados
  14. Llenado doloso e irregular de actas de escrutinio
  15. Quema de materiales electorales
  16. No se preservaron los metadatos de las imágenes del TREP
  17. No se registró el valor de hash en el acta de congelamiento del software y
  18. se realizaron modificaciones al mismo en pleno proceso electoral.
  19. Se comprobó la transferencia de imágenes desde el servidor primario BO2 del TREP hacia
  20. el servidor de aplicaciones y publicador que alimentaba el Cómputo Oficial.

    Respeto al voto en el exterior:
  21. Se hallaron residuales de Bases de Datos y de la aplicación de Neotec en servidores perimetrales.
  22. Ingresos inexplicables y no autorizados al sistema
  23. El responsable de la empresa Neotec modificó en más de una ocasión el software del Cómputo Oficial en pleno proceso.
  24. Ingresaron al menos 1.575 actas del TREP (ambiente cuya red fue vulnerada y manipulada) directamente al Cómputo Oficial.
  25. Se accedió durante el proceso de Cómputo Oficial directamente a modificar datos de la Base de Datos mediante sentencias SQL (que permiten cambiar datos sin utilizar la aplicación), para resolver fallas en un algoritmo de cálculos. Sólo en este acceso, que se llevó adelante 20 minutos después de un acceso directo a las bases de datos a efectos de “desanular actas”, se modificaron los datos de 41 mesas.
  26. No hubo una preservación adecuada de la evidencia sobre la elección.
  27. La deficiente cadena de custodia no garantizó que el material electoral no haya sido manipulado y/o reemplazado.
  28. Se constataron actas del voto en el exterior originales (sin llenar) en las instalaciones del TSE La autenticación para el uso del software del sistema de cómputo era débil y permitía a alguien tomar control con roles de administración.
  29. Se constató que con un mismo código se podían abrir varias sesiones, que se podía abrir una nueva pestaña del navegador antes de cerrar la anterior y que al retirarse quien estaba trabajando, pese a haber cerrado la aplicación, se podía acceder con su usuario sin autenticarse (incluyendo roles que permitían validar actas).

Fuente: Página 7